Los Tres Elementos que Afectan la Exposición de tus Fotos


Para este artículo, que es de vital importancia para no cometer errores a la hora de salir a fotografiar, deberíamos empezar por lo más básico, no? 


La palabra fotografía proviene del griego (latín), y significa algo así como escribir o pintar con luz. Lejos de querer profundizar en el correcto estudio del término y los orígenes de la fotografía, quiero quedarme con un concepto obvio que sale de ese nombre: la luz. En este artículo explico cómo funciona el principio básico de la luz en la fotografía y cuáles son los elementos con los que contamos para hacer fotos correctamente expuestas.

Introducción

Para poder tomar fotos, dependemos de la luz. Es la luz la que va a determinar que nuestra foto salga bien, o, simplemente, no salga. Para que nuestra foto se haga como debemos, necesitamos exponer un material fotosensible (esto es, sensible a la luz) en el interior de nuestra cámara.


Hasta la llegada de las cámaras digitales, este material era una película o rollo. Con la llegada de la fotografía digital, estas películas se han sustituido por un sensor. Pero el mecanismo de exposición, es exactamente el mismo, y sigue dependiendo de tres (3) factores.

Si tu cámara lo permite y quieres dejar de utilizar algún día el modo de disparo automático,  necesitarás entender el concepto de exposición, conocer cuáles son estos factores y para qué sirve cada uno de ellos.

La mejor manera de explicar el concepto de la exposición es buscar una buena analogía. Cuando lo leí, utilizaron la metáfora del vaso de agua.



Exposición
Imagina que tienes un vaso. Tu objetivo es llenar de agua ese vaso. Necesitamos dejar el vaso lleno justo hasta el borde. Si pones poca agua, el vaso no saciará tu sed. Si pones demasiada, el agua se saldrá inevitablemente. En fotografía, cuando ponemos poca agua, decimos que la foto está sub-expuesta (poca luz), y cuando se desborda el agua, está sobre-expuesta (demasiada luz).

Los elementos de los que disponemos para controlar la exposición en fotografía son:
La combinación de los tres factores nos permitirá obtener una exposición correcta, aunque la medida en que apliquemos cada uno de ellos por separado producirá resultados variados.

Entendiendo la Exposición con Ejemplos

Volvamos un rato al vaso. Ya sabemos cuál es la cantidad justa de agua que necesitamos. Ahora sólo hay que saber cómo llenarlo.

Podemos conseguir la cantidad de agua de dos maneras. La Primera es abriendo mucho el grifo durante muy poco tiempo. La segunda es abrir el grifo menos, y dejarlo durante más tiempo abierto.

En fotografía, la apertura del diafragma es el diámetro de la tubería por la que sale el agua, y la velocidad de obturación es el tiempo que mantenemos el grifo abierto.

Y la Sensibilidad ISO?

Esta es un poco más difícil de explicar con el ejemplo del vaso, pero voy a utilizar otras dos metáforas ya conocidas.

La primera, piensa que tienes dos vasos. Uno con una piedra dentro y otro con una esponja. A la misma cantidad de agua, el vaso de la esponja rebosa antes porque la esponja se expande al contacto con el agua (es más sensible), mientras que la piedra no varía el volumen que ocupa dentro del vaso.

No te convence? Pues entonces piensa simplemente que cuando cambiamos el valor del ISO lo que estamos haciendo es cambiar de vaso. Cuanto más alto el valor ISO, más pequeño el vaso, y menos agua necesita para llenarse.

Cómo afecta el uso de cada parámetro?

Cómo decía, podemos realizar distintas combinaciones de apertura, tiempo (velocidad de obturación) y sensibilidad que nos permitan conseguir una correcta exposición en nuestra foto. Pero cada uno de los elementos genera un efecto diferente en nuestra foto que explicaré en detalle cada uno de ellos por separado, como he hecho con el de apertura del diafragma. Para ir introduciendo el tema, te diré que la sensibilidad ISO afecta al ruído que tendrá la foto (el granulado), la apertura definirá la profundidad de campo de nuestra imagen (las zonas nítidas y borrosas de la foto) y la velocidad recogerá el movimiento de la escena.

Espero que más o menos ya se hayan dado a la idea de los artículos que vendrán en días siguientes, el caso es que, esta lección, pertenece a lo más básico que se enseña sobre los distintos parámetros que afectan a una fotografía, y el conocerlos definitivamente te ayudará a ver los escenarios de una manera distinta.


Hasta la Próxima! Carpe Diem Gênts!

Fuente: dZoom.org

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Hola otra vez! Me agradaría saber qué te pareció este artículo, ¿por qué no dejas un comentario?

¡Recomienda este blog!